Centros de Impresión

Masquelibros invierte en una Ricoh Pro VC60000 para satisfacer la demanda de sus clientes

22 de Junio de 2020
Felipe García, director general de la empresa.
Felipe García, director general de la empresa.

 

La planificación y estrategia de Masquelibros Digital ha nacido siempre de un diálogo continuado con sus clientes. Ha sido esa sensibilidad al mercado la que ha ido consolidando su posición como proveedor preferente de servicios de impresión bajo demanda de libros y revistas. Y también ha sido la voz de los clientes la que ha propiciado la inversión en una rotativa inkjet Ricoh Pro VC60000 con las nuevas tintas de gama extendida.

El nuevo equipo llega en sustitución de la rotativa anterior, una InfoPrint 5000, y trabajará junto a la prensa de hoja cortada Ricoh Pro C9200 instalada recientemente; la combinación de ambas, junto con algunas potentes soluciones de acabado, ayudarán a Masquelibros en el proceso de expansión de sus servicios: “Nos hemos equipado para ser capaces de servir a más mercados, tanto desde el punto de vista de productos como de territorios”, comenta Felipe García, director general de Masquelibros. La imprenta escogió la Pro VC60000 por su velocidad, productividad, flexibilidad, estabilidad de color y por su extensa gama cromática; “en definitiva, es el equipo que mejor puede hacer de punta de lanza para toda nuestra estrategia de crecimiento y expansión. La rotundidad cromática que permite es incontestable, pero lo más diferencial es la capacidad para mantener la viveza y la calidad sobre papeles estucados sin aplicar ningún pretratamiento”.

“La determinación de Masquelibros para convertirse en un proveedor optimizado para el cliente editorial es firme y viene de largo”, explica Andreu López, director de Ricoh Commercial & Industrial Printing. “En todos estos años hemos ido viendo cómo cada requerimiento por su parte respondía a un paso claro hacia ese objetivo; la Pro VC60000 marcará un salto de gigante en ese camino, pero ni mucho menos se convierte en un fin en sí misma”, añade López.

Razones le sobran: la instalación de la Ricoh Pro VC60000 viene acompañada de un nuevo paso adelante en la construcción de una plataforma integral de servicio a sus clientes. “La automatización de los procesos de taller es un paso imprescindible para cualquier imprenta digital que se precie –explica Felipe García–, pero en Masquelibros no nos basta con eso, que es un enfoque puramente interno, y estamos avanzando para facilitar una interacción fácil, integral y en tiempo real con nuestros clientes.”

También en ese objetivo la participación de Ricoh es clave: un nuevo sistema de gestión (MIS) será el encargado de entregar los trabajos a Ricoh ProcessDirector, el flujo integral de procesos que automatiza todas las rutas de producción y gestiona las acciones asociadas, como la imposición, la verificación, la gestión de color o la inserción de marcas inteligentes para automatizar los procesos posteriores.

“Nos sentimos muy orgullosos –explica Andreu López– porque en esta instalación convergen muchos de los conceptos que siempre defendemos cuando hablamos de automatización, como la integración transparente entre aplicaciones, la protección de las inversiones anteriores, el uso de estándares abiertos o el agnosticismo de marca, tanto del software como de los equipos que gestiona”.

Felipe García comenta: “Escogimos a Ricoh porque tanto su tecnología como su visión se adaptan perfectamente a los cambios que se están dando en la demanda. Los editores ya no se conforman con calidades inferiores y quieren imprimir en tiradas cortas y rápidas un número cada vez mayor de productos, incluidas muchas revistas. Esto es imposible con otras prensas, pero también es imprescindible el nivel de partenariado y acompañamiento que Ricoh nos está dando.”

Como muestra de ese compromiso, el director de Masquelibros se queda con el accidentado proceso de instalación de la prensa: “Empezamos unos días antes del confinamiento por la Covid-19 y el equipo técnico era internacional, por lo que el montaje se detuvo súbitamente”. La situación se subsanó rápidamente creando un equipo virtual de especialistas que guiaron paso a paso de manera remota a los ingenieros españoles que completaron la instalación. “Pasamos de la gran inquietud por la situación a la certeza de haber acertado en la elección de Ricoh como partner”, confiesa Felipe García, quien también habla de la inauguración trastocada: “Estábamos preparando un evento vistoso y lleno de contenido en nuestras instalaciones, pero por razones obvias vamos a tener que hacerlo virtual y también en eso Ricoh nos va a ayudar”.

“La decisión de Masquelibros de invertir en una Pro VC60000 ha surgido de su gran capacidad para escuchar a sus clientes; sobre esa base y con el conocimiento que atesoran tienen un fundamento muy sólido para explorar nuevas oportunidades”, dice Eef de Ridder, vicepresidente del Commercial Printing Group en Ricoh Europa.

www.masquelibrosdigital.com
www.ricoh.es

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.